Mostrando entradas con la etiqueta Letras de canciones Charly García. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Letras de canciones Charly García. Mostrar todas las entradas

miércoles, 6 de mayo de 2009

Letras y más letras de canciones


Las letras de canciones suelen ser bastante standard muchas pero hay algunas que sobresalen y alcanzan una estatura poética. O se vuelven un clásico. Hoy elegí las letras del magnífico Charly García: Adela en el carrousel y Viernes 3 Am. Dos perlas amigos creanme y los que no las hayan escuchado please escuchenlas.


Adela en el carrousel


Adela en el carrousel

y los espejos son sonrisas

la sortija un aparato de amor.

Adela en el carrousel

los caballos de madera que la mecen y le mojan la piel.

Ten piedad, no seas así no le des patadas a los locos.

Ten piedad no seas así,voy desvaneciendo sin tu amor.

El sol empieza a salir y en los jardines de tu mente

hay estatuas que ella debe pulir.

La luna empieza llorar y cuando todo es tan plateado hay colores que no pueden entrar.

Ten piedad, no seas así no le des patadas a los locos.

Ten piedad no seas así,voy desvaneciendo sin tu amor.

Ya a través de la sortija ella lo convirtió en un caballo que gira y gira a su alrededor.

Tanto girar, girar es un efecto.

Tanto esperar, esperando que se haga realidadel se pasa girando sin parar.Nada es perfecto.

Adela en el más allá es una estrella clandestina que ilumina los despojos de amor.

El sólo quiere mirar la calesita de los sueños que se fueron

y ya no volverán.

Ten piedad, no seas así

no le des patadas a los locos.

Ten piedad no seas así,voy desvaneciendo sin tu amor.


viernes 3 am


La fiebre de un sábado azul y un domingo sin tristezas.

Esquivas a tu corazón y destrozas tu cabeza,

y en tu voz, sólo un pálido adiós y el reloj en tu puño marcó las tres.

El sueño de un sol y de un mar y una vida peligrosa

cambiando lo amargo por miel y la gris ciudad por rosas

te hace bien, tanto como hace mal te hace odiar, tanto como querer y más.

Cambiaste de tiempo y de amor y de música y de ideas

Cambiaste de sexo y de Dios de color y de fronteras pero en sí, nada más cambiarás

y un sensual abandono vendrá y el fin.

Y llevas el caño a tu sien apretando bien las muelas

y cierras los ojos y ves todo el mar en primavera

bang, bang, bang hojas muertas que caen,

siempre igual, los que no pueden más se van.