Mostrando entradas con la etiqueta Alfonsina Storni. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Alfonsina Storni. Mostrar todas las entradas

miércoles, 22 de junio de 2016

Si la muerte quisiera... Alfonsina Storni







Si la muerte quisiera


I

Tú como yo, viajero, en un día cualquiera
Llegamos al camino sin elegir la acera.
Nos pusimos un traje como el que llevan todos
Y adquirimos su aspecto, sus costumbres, sus modos.

Hemos andado mucho, sujetados por riendas
Invisibles, los ojos fatigados de vendas
Tenemos en las manos un poco de cicuta ,
Perdimos de la lengua el sabor de la fruta
Y sabemos que un día seremos olvidados
Por la vida, viajero, totalmente borrados.

Y tú y yo conocimos las selvas olorosas...
Y tú y yo no atinamos jamás a cortar rosas .


Alfonsina Storni de " El dulce daño "

viernes, 16 de diciembre de 2011

Alfonsina Storni


A raíz de que casi demolieron su casa de Flores, en la calle Terrada se me ocurrió hablar de Alfonsina Storni, un mito literario a esta altura. Poetisa, escritora fémina brava. Suizo argentina. Maestra pobre, cajera ,actriz y profesora de arte dramático adelantada a su tiempo eso siempre les cuesta a las mujeres y me pregunto por qué. Eligió morir en Mar del Plata en 1938.Romántica su poesía sabe de reivindicaciones feministas y erotismo. La angustia el dolor por el amor no correspondido caracterizan su poesía

"Y sabemos que un día seremos olvidados
Por la vida, viajero, totalmente borrados." dice en su poema "Si la muerte quisiera". No es así te recordamos siempre poetisa del amor y de la mujer. Alfonsina Storni sos inolvidable.Hiciste de la introspección un camino valiente y respetable para las que llegamos detrás tuyo.Y te celebramos.

Uno de sus célebres poemas:

Voy a dormir

Dientes de flores, cofia de rocío,
manos de hierbas, tú, nodriza fina,
tenme prestas las sábanas terrosas
y el edredón de musgos escardados.
Voy a dormir, nodriza mía, acuéstame.
Ponme una lámpara a la cabecera;
una constelación, la que te guste;
todas son buenas, bájala un poquito.
Déjame sola: oyes romper los brotes…
te acuna un pie celeste desde arriba
y un pájaro te traza unos compases
para que olvides… Gracias… Ah, un encargo:
si él llama nuevamente por teléfono
le dices que no insista, que he salido.

No no te duermas Alfonsina hermana. No entres en esa noche como dijera otro gran poeta Dylan Thomas. No hay razón suficiente para el desaliento. Tanto te queremos.

De 1916 es su primer libro "La inquietud del rosal", de 1938 .En 1924 "Mundo de siete pozos",de 1925 "Ocre",de 1918 "El dulce daño", en 1919" Irremediablemente". de 1920 "Languidez", "Mascarilla y trebol" de 1938,etc.

Nos quedaremos con los ladrillos de tu casa pero evitaremos la demolición total. Habría que aclararle al gobierno de la ciudad que nos alimentamos también con el arte y la cultura. Y que como vecinos del barrio de Flores nos negamos a la destrucción de nuestras raíces.